Skip to content

Receta de ensalada de quinoa y garbanzos

A veces a los más pequeños se les puede hacer un poco difícil comer verduras o legumbres, pero con esta receta de ensalada llena de color, lo tendrás mucho más fácil para que empiecen a probar nuevos platos.

La quinoa es un alimento que aporta gran cantidad de vitaminas y minerales, además de proteína y fibra, ayudando a los más peques a crecer sanos y fuertes.

Mezclar las verduras y legumbres con quinoa es una buena opción de “camuflar” aquellos productos que cuestan un poquito más añadir a la alimentación. ¿Te animas a probarla?

Preparación de la ensalada de quinoa y garbanzosproductos

Preparación de la receta

Cuando tengas todos los ingredientes listos, ¡ya puedes empezar!

Empieza cociendo la quinoa:

  • Lávala en un colador fino unos minutos
  • Échala en un cazo con el doble de agua, añade sal y AOVE
  • Sube el fuego hasta que rompa a hervir
  • Baja el fuego a la mitad y tápalo hasta pasados 10-12 minutos

Cuece también los garbanzos o si no, puedes utilizar los de bote que ya vienen cocidos.

¡Toca la parte divertida! Con la ayuda de tu hijo/a toca lavar muy bien los pimientos y el perejil (puedes retirarle los tallos antes para que quede todo mucho más tierno). Pica todo muy menudito junto con la cebolla. Incorpora todo a la quinoa y a los garbanzos cocidos.

Cuando tengas todo mezclado y lleno de color, aliña la ensalada con un poco de comino, AOVE y el zumo de dos limones. Vuelve a mezclar muy bien y ya tenemos un plato delicioso que ¡disfrutarán pequeños y mayores!

Consejos

Si quieres realzar el sabor de la ensalada, añade una pizca de sal.

Ya solo queda disfrutar y que compartas con nosotros esta receta con el hashtag #recetasBebeGadis

Comparte esta noticia