Skip to content

Evolución del bebé durante el embarazo

El embarazo es un proceso de cambios en el cuerpo de la madre que dan lugar a la creación de una nueva vida. Un conjunto de células que se unen y forman más células que dejan paso a órganos, huesos, músculos…y finalmente a un bebé. Entender cómo se desarrolla el bebé en el interior de la madre es fascinante, ¿quieres saber más?

En este post compararemos el tamaño del bebé según cada semana y trimestre con el de diferentes frutas y verduras, para que sea más fácil de comprender el crecimiento del bebé en cada momento del embarazo.

En los últimos artículos hemos ido hablando de las fases del embarazo: desde el primer trimestre hasta el tercer y último, viendo cómo va evolucionando el cuerpo de la madre, qué pruebas médicas suceden en cada etapa, cómo va cambiando el bebé en cada trimestre, etc. En este post nos centraremos en el desarrollo del bebé durante el embarazo: trimestre por trimestre, ¿cómo evoluciona el bebé mes a mes?

 

Primer trimestre de crecimiento (de la semana 1 a la semana 12)

En el primer trimestre se empiezan a desarrollar los órganos vitales más importantes: cerebro, corazón, aparato digestivo y médula espinal. Los pulmones también comenzarán a formarse y lo seguirán haciendo durante toda esta primera etapa. En la sexta semana ya se podrá detectar el latido fetal mientras que la placenta se encontrará todavía en desarrollo.

¿Sabías que las huellas dactilares comienzan a definirse en la semana 7? Junto a este proceso, también se produce el de la formación de los huesos.

Llegando a la semana 12 los órganos vitales se están formando, los párpados estarán más desarrollados, los intestinos empezarán a rotar y comenzará a definirse un poco la carita del bebé.

El final del primer trimestre marca la transición del periodo embrionario a la etapa fetal.

En esta etapa el bebé pasa de tener el tamaño de un guisante (semana 6) a tener el tamaño de una lima (semana 11).

 

Segundo trimestre del bebé (de la semana 13 hasta el final de la 26)

Formación de las extremidades, cara más definida, brotes dentarios, piel casi transparente…Esto sucede al inicio del segundo trimestre de gestación del bebé. Esta etapa es clave en el crecimiento de tu bebé dado que ya podrá oír, moverse y sus músculos y huesos se desarrollarán. Podrás notar cómo empieza a usar su cuerpecito.

La transición de la semana número 12 a la 13, es decir, el cambio del primer al segundo trimestre, permite empezar a adivinar o distinguir claramente, según la posición del bebé, el sexo del mismo.  

Es momento también para el desarrollo de pequeños detalles como cejas, pestañas, uñas… En la semana 14 podrás disfrutar ya de su carita más definida. También la médula ósea empieza a producir células sanguíneas.

El bebé continúa creciendo: en la semana 22 tendrá el tamaño de una papaya y en la semana 25 de un brócoli.

Tercer trimestre del bebé (de la semana 27 hasta la 40 o hasta el final del embarazo)

El cerebro se desarrolla a mayor velocidad y el sistema nervioso se encuentra preparado para controlar ciertas funciones del cuerpo. En este punto el sistema respiratorio se encuentra totalmente desarrollado, y, aunque inmaduro, podría permitir el intercambio de gases al bebé.

Además, aumenta la grasa del bebé, empieza a almacenar nutrientes en su cuerpo, y los huesos están formados, aunque son blanditos. El bebé está listo para salir al mundo.

El último empujón en el crecimiento del bebé hará que su tamaño cambie desde una berenjena (semana 28) a un melón (semana 39).

 
Artículo escrito en colaboración con AGaEP, la Asociación Galega de Enfermaría Pediátrica.
logo_agaep

Comparte esta noticia